Buscar este blog

miércoles, 27 de enero de 2016

Sentirse una pequeña parte de un todo desvía la atención de las propias necesidades hacia el bien colectivo ( IyC)

Sentirse una pequeña parte de un todo desvía la atención de las propias necesidades hacia el bien colectivo ( Investigación y Ciencia)



Desde hace tiempo, los filósofos sostienen que el sentimiento de admiración une a las personas. Un reciente estudio les ha dado la razón. Paul Piff, profesor de psicología y comportamiento social en la Universidad de California en Irvine, publicó el año pasado los resultados de cinco investigaciones en torno al tema. Según su primer trabajo, las personas que se mostraban asombradas con mayor frecuencia eran las más generosas. Al entregar boletos para una rifa a este tipo de sujetos e indicarles que podían regalar algunos, observó que los probandos obsequiaban más a menudo a otros congéneres con el cupón en comparación con otros participantes.
En los cuatro experimentos posteriores, el equipo dirigido por Piff indujo, mediante estímulos visuales, el sentimiento de admiración a un grupo de probandos, mientras que al resto les provocó otras emociones (orgullo o diversión). Para favorecer el sentimiento de asombro, los científicos usaron filmaciones de fenómenos naturales impactantes y llevaron a los sujetos a un entorno al aire libre en el que podían admirar eucaliptos de tamaño impresionante.
Los individuos que se quedaron más impresionados ante las imágenes de la naturaleza sobresalieron por su conducta prosocial: fueron más amables o adoptaron decisiones más éticas en comparación con el resto de los participantes. Por ejemplo, quienes reaccionaron con asombro al ver los enormes árboles recogieron más bolígrafos de los que, de manera «accidental», había tirado uno de los experimentadores. Sentirse una pequeña parte de un todo desvía la atención de las propias necesidades hacia el bien colectivo, indican los autores.
Fuentes:
Proceedings of the National Academy of Sciences, vol. 109, págs. 4086-4091, 2012;
Cognition and Emotion, vol. 26, págs. 634-649, 2012;
Annual Review of Psychology, vol. 65, págs. 425-460, 2014;
Journal of Environmental Psychology, vol. 37, págs. 61-72, 2014;
Journal of Personality and Social Psychology, vol. 108, págs. 883-889, 2015


No hay comentarios:

Publicar un comentario